Entradas etiquetadas como “política

Dependiendo de la altura…

una vez que te tiras o te caes o te tiran o te dejan caer, da lo mismo que te rescaten o que lancen una “línea de auxilio”. Hay alturas que matan. Hemos entrado a jugar un partido que no podemos ganar, no hemos cambiado las reglas del juego y los que deciden qué, cómo y quién juega no van a cejar en su empeño.
Estábamos al borde del precipicio según ellos, y nos han ayudado. Otra gran mentira.


El gran teatro del mundo

Nos preparamos para la representación probablemente más importante de nuestras vidas. Pero quiénes son los actores y quiénes el público, y sobre todo quién es el director de escena…


No siempre pervive el más duro

Aviso a los poderosos. La vida nos lo enseña: puedes ser mucho más duro e inflexible que otros que basan su estrategia en la flexibilidad y rigidez adecuada y en su abundancia. No siempre pervive el más duro.


Si Rajoy fuera Poncio Pilatos…

Diría algo así como “Ya me gustaría no tener que hacerlo, pero es que no hay más remedio”. Y nos crucificaría a todos.


Mientras pueda ver la luz

Quisiera ser optimista respecto a lo que nos espera pero no lo consigo. No veo la luz al final del túnel. Nos pondremos en manos de los mercados, que llevan tiempo tendiendo su tela de araña en la que no faltan amenazas sobre una posible ruptura de Europa, del euro, de todo lo que se menea a menos que se tomen medidas para calmar a ese monstruo insaciable e invisible que se disfraza de prima de riesgo, recesión, o gobiernos nacionales en manos de “técnicos” que no hacen ni más ni menos que llevarnos directos a nuestra ruina personal y social.

El título de este post lo he tomado de la traducción de una célebre canción de un grupo de rock de los de mi época, los Creedence Clearwater Revival. La canción es Long As I Can See The Light.

La letra dice así:

Put a candle in the window
‘cause I feel I gotta move.
Thought I’m goin’ goin’
I’ll be comin home soon
long as I can see the light.

Pack my bag and let’s get moving
‘cause I’m bound to drift a while.
When I’m gone gone
you don’t have to worry
long as I can see the light.

Guess I’ve got that travelin’ bone
‘cause this feeling won’t leave alone.
But I won’t won’t
be losin’ my way
long as I can see the light.

Long as I can see the light, pero de momento no puedo.


Alguien debería encender una vela

Motivos no nos faltan: hambruna en el cuerno de África, atentados en Noruega, la lista es interminable.
Los crímenes de Oslo puede que fueran poco predecibles pero lo de África viene siendo así desde hace décadas, ya van no sé cuántas hambrunas y no sé cuántos cientos de miles o millones de muertos. Todos, noruegos y africanos, son víctimas inocentes.


Elevar murallas no nos hace más libres

Siempre nos cuentan que es para defendernos, por nuestra seguridad. Pero eso no nos hace más libres. A lo largo del mundo y de la historia hemos levantado muchas murallas, algunas muy cercanas en lugar y tiempo. Para defender nuestras casas y haciendas, nuestros privilegios de ciudadanos del primer mundo de aquellos que no tienen nada que perder, de los que, desesperados, intentan acercarse a nosotros en busca de mejor vida. Siempre eran de fuera, aún lo son en su mayoría, claramente identificables por su color o aspecto.
Pero poco a poco hay cada vez más ciudadanos de “los nuestros” que no pueden aspirar a los mismos recursos que la todavía clase media. El sistema los deja sin trabajo, sin esperanza de tenerlo, sin posibilidad de comprar casa o temiendo que llegue la letra de fin de mes. Parte de ellos son los indignados de estos días.
¿Qué vamos a hacer con ellos? ¿Vamos a levantar murallas para que no nos contaminen de su espíritu?


De grietas y desconchones


A veces pasa: un pequeño desconchón en la pared va dejando paso al agua que poco a poco estropea el enlucido y puede llegar a provocar una grieta.
El movimiento 15M empezó como un pequeño desconchón en el sistema, y espero que su vigencia y resistencia provoque una verdadera grieta en él. Y si se tambalea, mejor.


Shame Shame Shame

Treme es una gran serie de televisión de las que merece la pena ver por muchas razones. Para mí una de las principales es su música, magnífica de principio a fin.
Aquí dejo un vídeo de esta versión del clásico Shame Shame Shame adaptada a la realidad de New Orleans después del huracán Katrina, tal y como aparece en la serie.
Siempre hay motivos para sentir vergüenza (es lo que significa shame) en este mundo que vivimos. Uno de ellos es celebrar el Día del Trabajo este primero de mayo en un país con casi cinco millones de parados y con esas grandes empresas con enormes beneficios que anuncian más despidos.


A propósito de la justicia y de los jueces

Hoy nada me parece más adecuado que enlazar a esta entrada del blog de Saramago:

http://cuaderno.josesaramago.org/2010/02/13/ni-leyes-ni-justicia/

Suscribo sus palabras.